miércoles, 30 de abril de 2014

Carried away



El dolor verdadero, creo conocerlo. Sin embargo, cada vez que aparece, viene con toda su furia; y deja piezas. Piezas mias, esparcidas, en cualquier tiempo y lugar. 
Algunas de esas piezas fueron tan apreciadas, y llevaban tanto tiempo junto a mi, que siento su ausencia hasta estremecer mi ser y desgarrarme por dentro. Muy profundo en mi ser, siento el vació. Siento el dolor desgarrador, porque se que esas piezas se van a olvidar de mi. Pero yo no de ellas. Y es tan duro. Se llevaron lo mejor de mi. 

6 comentarios:

  1. Espero que el tiempo te haga olvidar, o que esas piezas se queden como un bonito recuerdo.
    Un saludo (:

    ResponderEliminar
  2. Muy llegador, cada uno sufre a su manera.
    Un saludo(:

    ResponderEliminar
  3. asi com oeres autora de tu destruccion, tambien puedes ser la autora de tu surguimiento :) ningun dolor dura para siempre, para eso esta creada la Resignacion :)

    buen blog!

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Hace poco leí lo siguiente: "Quizás nos sentimos vacíos porque vamos dejando piezas de nosotros en todo lo que amamos".
    Saludos!

    ResponderEliminar

Cántame la posta de la vida.